Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

Fotos: Claudio Ramírez.

 

Carmen GONZÁLEZ

Fotos: Claudio RAMÍREZ

Daniel Trigueros Vera es uno de los dos jóvenes de la empresa Aloe Veras que ha elegido la tierra para labrarse un futuro. En la Huerta Haza las Moreras, situada en término municipal de Paradas, ha plantado junto a su primo, Guillermo González Vera, 12.000 plantas de aloe vera en 20.000 metros cuadrados, principalmente para uso coméstico, aunque comienza tímidamente a emplearse en gastronomía. Se trata de una plantación de agricultura ecológica, novedosa en la zona y con todo un futuro por delante.

El aloe vera es una planta con múltiples beneficios para la salud, con un contenido de casi 100% agua y aloina. Es un producto curativo e hidratante, que estos dos jóvenes han puesto en el mercado. De momento, está realizando las primeras pruebas cosméticas con jabones, cremas y cacaos labiales.

Pero este producto tiene unas posibilidades inmensas de cara a la salud, ya que sus características curativas actúan para cicatrizar úlceras, heridas en las mucosas digestivas, colón irritable y enfermedad de crohn, depura la sangre y el sistema linfático y es estupendo para parar la caída del pelo, para las manchas en la piel provocadas por el sol o como laxante. Uno de los últimos usos ha sido su inclusión en bebidas energéticas. Contiene de 5 a 6 veces más hierro que las lentejas.

 

 

La planta necesita de dos a tres años para llegar a su edad adulta. El campo de la Huerta de Haza Las Moreras es como una alfombra verde de plantas que se alzan en estos días con un color verde pero con los estragos del otoño, “es cuando están más fea”. “Se trata de un planta resistente pero a la que afectan las temperaturas extremas, el frío intento o el calor”, explica Daniel Trigueros, doctor en Biología Vegetal, de 35 años. Se corta al principio o final del verano que es cuando mejor aspecto presenta.

El joven lleva tiempo intentando implantar un producto novedoso desde una filosofía acorde con la agricultura ecológica, ha dado cursos de maceto huerto para el Ayuntamiento de Paradas. Por eso el aloe vera de esta plantación está cuidado hasta el mimo. No se utilizan productos para acabar con plagas. La peor de ellas se centra en los distintos tipos de malas hierbas, como la castañuela, olivillos, jaramagos o cenizo.

 

El campo de la Huerta de Haza Las Moreras es como una alfombra verde de plantas que se alzan en estos días con un color verde pero con los estragos del otoño, 

 

Para que parte de la hierba funcione en torno a la planta como hospedadora de los distintos insectos que la benefician, Daniel se tira al suelo y recorre cada calle hasta repasar las 6.000 plantas, la mitad corresponden a su primo Guillermo. “No hay productos para matar la mala hierba, cualquiera de los que existen va en contra del principio ecológico”, dice Daniel. Para el centro del sendero utiliza el rotavator, es como un pequeño tractor que quita la hierba más abundante entre una planta y otra, pero no puede acercarse a ellas porque parte las pencas más cercanas a la tierra.

La plantación está en una finca rodeada de olivos y tierra calma, con algunos frutales, que poco a poco convierten en ecológica. Es un entorno envidiable, en término municipal de Paradas pero casi en la confluencia de otros dos localidades, Carmona y Marchena. A ella se accede desde la carretera de El Palomar.

Los handicaps de la empresa son poder llegar a países como Alemania, Inglaterra y Francia. “En España no hay tejido empresarial ni la logística adecuada pero estoy seguro de que en poco tiempo el mercado va a explotar, es un producto con mucho futuro y la mejor zona para plantarlo es Andalucía. En los invernaderos de Huelva han descubierto el aloe vera y están plantándolo ya en fincas donde antes había fresas. Hasta este descubrimiento, la plantación de la Huerta Haza Las Moreras estaba entre las 10 más grande de Europa. Pero, todo se andará.

Aloe Veras une el producto y los apellidos de los propietarios de la empresa, dos primos Vera que desde Paradas quieren conquistar el mundo sin olvidar que un producto es bueno cuando nace y crece cuidando el medio natural.

( 1 visitas hoy 42.277 en total)

This site is protected by wp-copyrightpro.com

X